Reflexión sobre los perfiles y la presencia de profesionales independientes en las redes sociales: Eficiencia, Compromiso, exposición o coste y riesgos.

cadena_adn

Estar en la RED es una opción no muy cuestionable para muchos de los proyectos que ahora nacen empresarialmente hablando. Pero que ocurre cuando el formato es personal, es decir un autónomo.

Hace unos años, no muchos, era una opción o mejor dicho un canal más entre tantos, y las redes sociales nacieron como bien indica el nombre para las relaciones sociales Pero, ¿Y ahora?

Centrar tu visibilidad y tu trabajo detrás de una pantalla de ordenador tiene sus riesgos, lo mismo que hacerlo en tu plano personal o relacional… y esto no es una crítica, es la visión que se necesita para entender bien el medio y lo que este te permite u ofrece realmente y para decidir.

LA RED nos parece de antemano un lugar perfecto para contactar con los demás, con las personas supuestamente  afines a nosotros, para promocionar lo que haemos, para buscar subscriptores, y a veces lo es, pero realmente el esfuerzo que suponga es útil para nuestro objetivo:

¿CONTACTAMOS EN LA RED Y OBTENEMOS EL RESULTADO QUE QUEREMOS AL DIFUNDIR NUESTRA INFORMACIÓN?

Yo personalmente admitiré que no.

Este Post habla del medio, no del contenido.

Hace unos días comentábamos la incongruencia de enviar un mensaje formato DINA4 es decir con mas de 500 palabras por Whatsapp. Disculpar la  franqueza pero yo nunca leo mensajes de Whastapp de más de 6 líneas, porque a mi modo de ver detrás de ese tipo de mensajes, no hay una intención verdadera de comunicarse contigo.

Y es que he descubierto que a veces un medio, encubre, más que muestra en cambio en una red social abierta llegan. La información circula, pero y ¿La comunicación?

Todos o casi todos estamos allí, si pones tu nombre en cualquier buscador podrás obtener una visión profesional de lo que entiende Google de lo que estes ofreciendo

Estarás seguro en formatos diversos, cuentas de gmail, calender by Google, Instagram, Facebook, Twitter, Pinterest por nombrar las más conocidas.  En este 2014, Facebook cuenta con 1.28 Billones de usuarios activos, Youtube con 1 Billón de usuarios, Google Plus 540 Millones por delante de Twitter y Linkedin (* nota actualizada y en el 2019 Google Plus fué eliminado de la faz de Internet) , Twitter 255 millones de seguidores en 2014, Instagram cuenta con 200 millones de usuarios y Linkedin con 187 millones de usuarios activos para poner un ejemplo.

Seguramente el que está en Facebook problabemente esté también en Linkedin. Es decir podríamos decir que hay 1.28 Billones de personas que navegan activamente en la red casi a diario, poniendo contenido personal, profesional, privado, público, emocional, de denuncia… la mejor forma de análisis micro es reflexionar sobre lo que uno hace en Internet y multiplicarlo.

El cambio en nuestra sociedad es evidente y en plataformas con vocación de masa, es decir con el objetivo de movilizar o de llegar a mucho público, especialmente en causas buenas y sociales el poder de Internet es increible.

Pero  individualmente ¿Nos comunicamos mejor?

Y es Internet el mejor medio para promocionar tu negocio local.

Por ejemplo aunque uno no quiera la opción de una identidad digital, disfrutando de algunos de los productos “gratuitos de Google” es decir con una cuenta de gmail, o con un smartphone y simplemente utilizando Google Maps para llegar donde quieres, ya eres considerado un BIT para Google ( estas o no estas) .

En ese caso replantearse que puede uno obtener a cambio de tanto dato que cedemos no esta mal.

Pero en relación a tu proyecto empresarial , el  que quieres expandir a través de la red y buscar afinidades, clientes o usuartios, la pregunta clave es si realmente este medio el medio más adecuado. Por decirlo de otra forma cuanto del tiempo invertido en las redes sociales y en la red es convertible economicamente a tus objetivos y propósitos, y otra pregunta más reflexiva

¿Dónde están los medios antiguos que suplían esa acción de conectar en un sector determinado?

¿Funcionan aún?, ¿Podrian ser una opción para tí?

Suplir las relaciones personales y profesionales pensado en las oportunidades que nos puede suponer la red, puede acabar enREDándonos.